viernes, 6 de diciembre de 2013

Molina's Ferozz, Jorge Molina, 2010

¿Y si la canasta que le dio caperucita roja su mamá para llevarle a su abuela tenia galletas envenenadas para acabar con ella? El director cubano Jorge Molina presenta esta reinterpretación del cuento de caperucita roja como pretexto para ofrecernos una película empapada en esencia humana, brujería, suciedad, sexo, sangre, rasgando varios temas tabú. 

La historia inicia con una familia que vive aislada en el campo, con un comportamiento retorcido a causa de la abuela, una anciana repulsiva que es dueña de las tierras y trata como basura a sus hijos y nietos, además ella abusaba de sus hijos, incluso teniendo un hijo de uno de ellos que es otro ser asqueroso y estúpido. Una noche mientras su hijo abusaba de su esposa mientras comían muere, así que la esposa toma a su hija y escapan de esa pútrida pocilga. Pasan un par de años y ahora la anciana vive sola con su nieto-hijo, del cual también abusa, de vez en cuando su ex yerna le manda una canasta con comida. 

No hay más que decir sobre la historia ya que esta es bastante simple, pero no afecta ya que el punto de esta película es mostrar lo desagradable de la naturaleza humana, lo cual está muy bien logrado gracias a las actuaciones que nos dan bastantes momentos incomodos. El ambiente aislado le da una atmosfera especial durante el desarrollo, mostrándonos lo repugnante que puede llegar a ser la gente cuando tienen muchas carencias, tanto económicas, sociales y educativas. 

La fotografía es muy especial, aun con el reducido presupuesto Molina nos trae un film muy bien trabajado, con efectos bien logrados, notándose el talento que tiene, lo cual apuesta para que esta película trascienda en el tiempo convirtiéndose en una obra de culto atemporal. 

Molina juega con la superstición agregando momentos sobrenaturales asociados con la magia negra y espíritus oscuros que acechan entre el monte, pero al final la hipocresía de la gente que se refugia en la religión para justificar sus actos repulsivos termina siendo lo más tétrico, junto lo asquerosa que puede llegar a ser la condición humana, mostrándonos el lado oscuro y escatológico de todos los personajes aunque al final ni lo sucio de esta película logra enterrar la joya que es.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada