sábado, 19 de octubre de 2013

Noriko's dinner table, Sion Sono, 2005


Noriko’s dinner table (紀子の食卓, Noriko no Shokutaku) es la precuela de Suicide club del director japonés Sion Sono, aparentemente explicaría muchas de las interrogantes que arrojó esta (para saber más puedes ver mi artículo sobre Suicide club dando clic aquí), para mi agrado la historia es llevada con un ambiente más humano y con una trama más aterrizada.

La historia comienza con una adolescente llamada Noriko que se escapa de casa para ir a Tokio para buscar unas amigas que hizo en una red social llamada haikyo.com. Su padre deja todo para encontrarla y a su hermana, Yuka, que siguió sus pasos dejando pistas tras de sí, así mismo se da cuenta que su fuga tiene relación con los eventos del suicidio simultaneo de las 54 estudiantes en una estación de tren y un supuesto club del suicidio, pero mientras averigua más se da cuenta que el supuesto club va mucho más allá. 

Como mencioné esperaba encontrar respuestas, pero
la película dejó olvidadas las que más me interesaban, por ejemplo el rollo de pieles cosidos que aparecían en el lugar de las tragedias, los mensajes subliminales del grupo musical, el espectro del hospital, entre otras, y las respuestas que da no convencen. 

Pero independientemente de lo anterior es una película mejor lograda, los giros en la historia son muy buenos, hay una mayor inmersión, que a diferencia de suicide club que con su tono estéril era difícil que te importen los personajes, aquí los personajes son el punto más importante y los acontecimientos logran tener un mayor impacto a causa de esto.

SPOILER.
Cuando ya no esperaba algo interesante la historia toma un giro que es lo que me gustó más, Noriko al llegar Tokio encuentra su amiga pero no es lo que creía, trabaja en una empresa misteriosa donde alquilan familias, el concepto suena tan raro como en realidad es, personas que se sienten solas los contactan y estos fingen ser sus familiares, esto da lugar a muchos momentos extraños, algunos dolorosos que van transformando la mentalidad de Noriko, que pasa de no tener un lugar donde se sienta feliz a tener muchos y así pierde también su identidad, adoptando su álter ego Mitsuko. 

Esta empresa es la responsable de los suicidios pero al final no encajan bien las piezas y termino ignorando que esto está relacionado con Suicide club, y sigo pensando que si siguieran la premisa de las familias falsas e ignoran toda la trama del club del suicidio, la película hubiera sido mejor. 

Las actuaciones son geniales, nos ofrecen algunos momentos incomodos y emocionantes, así como algunas escenas enfermas donde los personajes están destrozados por dentro fingiendo una falsa e incómoda felicidad. 

En conclusión Noriko’s dinner table es una muy buena película de drama con tintes de una historia de conspiración, que logran crear una tensión en el espectador.

2 comentarios:

  1. Buen articulo! Parece una película interesante, creo que la veré.
    Por cierto, muy bueno el diseño de tu blog!

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias, si, la peli es muy recomendable, es una propuesta muy original y tiene un ambiente muy especial, vale mucho la pena

      Eliminar